4 formas de saber el significado espiritual de un animal

Seguramente te ha pasado, que estas andando por tu vida, y un animal (o insecto) aparece de la nada, o quizás no dejas de verlo en todas sus formas por cierto tiempo, y esto te llama mucho la atención, pero quizás no terminas de darte cuenta de lo que esta pasando. Te lo puedo decir con claridad: es una señal del universo. 

Esta forma de comunicación de lo divino, que se nos es enviada a cada uno de nosotros, es una de las cosas que más pasión me trae en esta vida. Se me hace en verdad fascinante todo lo que tiene que pasar para que recibamos un mensaje a través de una señal en el momento y lugar exacto. Son de esos misterios de la vida que nos ayudan a recordar que hay algo más detrás de todo, que muchos llamamos Dios, otros universo, pero no queda duda viene de lo divino. Una muestra más de lo valorados y amados que somos. 

Ahí es donde los animales, integran parte también de todas las formas en las que el universo nos envía las señales. Ya que cada animal -al igual que cada cosa del universo- representa una virtud, así que al aparecerse ese animal, el universo nos invita a que cobremos consciencia de ella en ese momento y logremos recibir el mensaje. 

Pero ¿Por que necesitamos señales?, o incluso, ¿por que Dios siendo tan poderoso no nos habla directamente? Podríamos escribir libros sobre esto, pero fiel a mi costumbre seré lo más practico posible, lo harte según mi conocimiento interior y de lo que me han enseñado los Ángeles. Aunque como siempre, escucha tu verdad interior y quédate con lo que te vibra y deja afuera lo que no.  

La experiencia humana, no es más que un camino de aprendizaje, y este se viene a tener en base a la libre decisión de cada individuo, donde ni Dios mismo puede intervenir si no se lo pedimos (libe albedrío). Claro, hay un acuerdo entre las partes. Pero en pocas palabras, se supone que debemos sobrevivir a los retos de la vida con nuestros propios recursos, siendo uno de ellos y quizás el mas importante, conectar con el universo. Esto, ya que básicamente escogemos aprender en el amor o a través del sufrimiento. 

Entonces, cuando el universo ve que andamos distraídos, dispersos o en las nubes, nos manda una señal que nos hace recordar -en alguna parte nuestro ser- que hay una opción diferente de vivir las experiencias. Yo lo llamo el camino de Dios, pero no es otro que el camino del amor, en donde hay gozo. 

Lo dejaré hasta ahí, para que entremos al meollo del asunto, a que hacer cuando una señal aparece. Pero antes, una cosa más. Para mi la metodología para interpretar señales tiene dos pasos:

  1. Identificarlas. Primero hay que darnos cuenta que hemos recibido una señal, la forma más fácil es cuando te vibra. Pero se nota que lo es, cuando se repite constantemente, ocurre en momentos poco lógicos o viene como respuesta de algo que pediste. 
  2. Traducirlas. No solo basta recibir la señal, hay que identificar que cariños nos quiere decir. Pues aunque hay señales generales, según el momento y el contexto estas pueden cambiar. 

Dicho esto, y sin más preambulo, aquí tienes las 4 Formas de saber el significado espiritual de un animal:

  1. Escuchar tu intuición. Está es en definitiva la más importante de todas. Y es que en realidad, todos somos capaces de poder conectar con nuestra sabiduría divina, que es justo por donde Dios nos habla. Aunque lo ideal es tener un entrenamiento que la afine, te invito a que confíes en ti. Cierres los ojos, respires 3 o 4 veces profundamente y preguntes: ¿Qué es lo que me quieres decir con este animal?, lo que percibas en los próximos 9 segundos, es la respuesta, después tu mente racional puede ser que te haga dudar. Para mi esta es la mejor manera, ya que un mismo animal puede tener diferentes mensajes según el momento en el que aparece, y al escuchar en tu interior, puedes ser capaz de interpretar el momento exacto. ¡Confía en lo que te dice tu corazón!
  2. Googlearlo. Los buscadores en internet son una maravilla, aunque un arma de dos filos, ya que muchas veces solemos buscar ahí y tomarlo como verdad absoluta. Creo yo, que tomar literalmente todo lo que obtenemos de internet sin filtrarlo por nuestra verdad interior es un grave error, incluso para un mensaje de lo divino. Pero por supuesto de es una base y es mu fácil. Es cuestión de ir a Google y escribir “Significado espiritual del elefante”, y te aparecerán las opciones. Entra la que más te vibre, o puedes ver varias y llegar a tu propia conclusión. Desgraciadamente en español hace falta mucho material, pero inglés hay muchas. Puedes usar el traductor de google para traducir tanto lo que quieres buscar como la respuesta. Incluso si usas Google Chrome te da la opción de traducir la página. ¡Vualá! Solo recuerda quedarte con lo que te vibra, y evitar sobrebuscar por que vas a terminar más confundido que antes. 
  3. Preguntar /Investigar. Los mensajes de lo divino también viene de otras personas, así que conoces gente que te pueda ayudar con la respuesta, no dudes en hacerlo. También puedes buscar libros y recursos que te den la respuesta que buscas o que sean un lugar de consulta constante cada vez que lo requieras. Incluso puedes pedirle a tus Ángeles que te ayuden a entender con claridad la respuesta y verás -sobretodo si tienes paciencia- que esto ocurre con relativa facilidad. Pero necesitar confiar en los tiempos y formas del proceso. Lo que si te aseguro, es que si lo haces, las respuestas llegarán. 
  4. Pedir confirmación. Si eres una persona que tiende a ser necia e insegura como lo soy yo, puede ser que dudes mucho de los mensajes que recibes. Así que no hay nada más poderoso que pedirle al universo que nos mande la confirmación de lo que hemos recibido. Solo que necesitas estar muy atento al asunto para que se te fácil detectar la confirmación, aunque puedes estar en completa seguridad que el universo tendrá la paciencia y los recursos para que la confirmación llegue. 

Para mí estás son las cuatro formas que yo utilizo para interpretar los mensajes que el universo me envía a través de los espíritus animales guía. Pero no quiero terminar sin antes de decir que se puede usar una combinación entre ambas, eso ayuda a que no quede lugar a dudas del mensaje. Más sin embargo, es lo que hay en tu interior es a lo que más hay que prestarle atención. 

A mí me pasa mucho, que me da miedo confiar en mi intuición, aún con todo el entrenamiento que tengo. Tengo pavor de fallar, y eso me hace no atreverme muchas veces a soltar la sopa de lo que puedo ser capaz de percibir. Lo que quiero decir con esto, es que todos tenemos la misma capacidad intuitiva, es solo cuestión de prestarle atención a lo primero que llega.

Recibir los mensajes es algo fácil, solo es cuestión de confiar. ¡Confía!

Sat nam

Publicado por Dano González

Avanzando en el camino de la luz.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: